jueves, 3 de febrero de 2005

Ficciones reales: la moneda única

El cuadernillo Ficciones Reales también incluía chistecillos ilustrando los prólogos y los reversos de portada y contraportada.



Este de aquí arriba, permaneció inédito hasta la aparición del monográfico de marras. Lo dibujé como una especie de ejercicio de estilo en la época en la que andaba intentando cambiar mi manera de dibujar de forma radical. Si no recuerdo mal, creo que lo presenté además a un concurso de esos para jóvenes, justo en el año en que dejé de ser joven, cosa que, como todo el mundo sabe, sucede al cumplir los 31. Ni un año más, ni uno menos.

miércoles, 2 de febrero de 2005

Ficciones reales: Karolino

Como decía en el post anterior, Ficciones reales presentaba también varias historietas de uno de mis personajes más antiguos: Karolino, el punkie ladino.



El personaje nació en Pamplona, no tengo muy claro si en el 85 o el 86, y tampoco recuerdo muy bien si su primera aparición en un tebeo fue en el Tmeo o en El Txino, el fanzine pamplonés que dio lugar a la longeva revista que hoy se edita en Vitoria. El caso es que hice tan sólo seis o siete historietas de este personaje a lo largo de casi 10 años, y luego lo recuperé, ya con periodicidad mensual, para la revista Mala Impresión, tras endosarle a Lucas, el que sería en adelante su inseparable compañero de fatigas.